| 11/08/2017

Lousteau cerró su campaña y pidió desdramatizar los resultados de las PASO

En el final, criticó a Larreta y a Filmus, con quien batalla por el segundo lugar.

Con el hit "Despacito" sonando a todo volumen, Martín Lousteau entró junto a su equipo al boliche Museum, en San Telmo, donde cerró la campaña con un discurso antigrieta y el pedido de "desdramatizar" los resultados del domingo.

"No es dramático. Dramatizan la elección, pero lo preocupante es la realidad. El Presidente seguirá siendo Mauricio Macri y Horacio Rodríguez Larreta el jefe de Gobierno porteño. Lo importante es que no se cierren las discusiones", consideró el candidato a diputado por Evolución, frente a unas dos mil personas. En segunda fila, su mujer -la actriz Carla Peterson- le sacaba fotos con el celular.

Desde el escenario y con micrófono inalámbrico, el ex embajador criticó a sus dos principales opositores: el oficialismo de "Vamos Juntos", que lleva a Elisa Carrió de candidata, y el peronismo de "Unidad Porteña", con Daniel Filmus a la cabeza. "De un lado hablan de fe y del otro quieren frenar todo y volver atrás. Pero el pasado es el que nos trajo hasta acá", planteó y pidió debatir.

La ansiedad reina en el equipo de Lousteau que no espera sorpresas en cuanto al triunfo del oficialismo -incluso creen que Carrió superará el 50%- , pero apuestan a alcanzar el segundo lugar.

Los más confiados creen que lo lograrán con poco más de 20 puntos. Y practican una respuesta optimista en caso de que no lo consigan. "Nosotros con 13 % ya crecemos porque renovamos las bancas de legisladores y de diputado que tenemos y sumamos una o dos más", señalan.

Por su parte, el ex ministro no habló de números. "Ya estuvimos en este lugar y ya nos mintieron las encuestas. Este camino empezó en 2013 y siguió en 2015 ¿Qué cerca estuvimos no?", le dijo a los militantes y disparó contra Larreta: "Por eso ahora cambian las reglas y financian la campaña de la oposición", dijo en una cusación a que los militantes de Larreta pegaban carteles de Filmus.

Antes que él, la oradora fue la primera candidata a legisladora, Débora Pérez Volpin. "No queremos un Gobierno que pague por obras públicas que no hace pero tampoco un Gobierno como el actual que hace obras que no necesitamos", consideró y pidió revaluar las prioridades.

Con este acto, Lousteau le pone fin al primer tramo de una campaña cuesta arriba. Su regreso a la escena electoral se dio tras la renuncia a la embajada de Washington, lo que le costó el enojo del gobierno Nacional. Hasta último momento pidió poder competir en las PASO dentro de Cambiemos, pero no le dieron ese lugar.

Igual, no pierde el entusiasmo: "Basta de ser espectadores, vamos a ser protagonistas de una evolución", cerró, inundado de aplausos. 

 


Conectando con facebook..